Menu
RSS

Opinión - 'Ambientalismo'... Como en el viejo y salvaje Oeste. Featured

  • Written by 
Sunset 446Muchos de nosotros disfrutamos de las películas del lejano oeste por herencia de nuestros padres, ir a una sala de cine, para ver la lucha entre los malvados y los buenos, que generalmente defendían a los pobladores, incluía siempre en la mezcla algún cobarde en el pueblo y los matones que abusaban de forma reiterativa de la población.  Eran argumentos ganadores en estos clásicos, que hoy son casi inexistentes en nuestras salas de cines, pensando en estas viejas películas,  quiero traer este símil para describir lo que está sucediendo en Colombia con la nueva clase de matones, solo que esta vez se mimetizan tan bien que parecen los buenos de la película.
 
Lo que está sucediendo  desde hace varios años con el sector minero energético en Colombia, retrata fielmente como los grupos mal llamados “ambientalistas” se han convertido en los nuevos matones del poblado, avanzando en hordas organizadas y con financiamientos desconocidos,  reparten a diestra y siniestra verdades a medias y se endilgan el derecho a la  supuesta defensa del agua, el aire, la tierra y hasta el sol, son como los matones del lejano oeste, todos los que se atrevan a estar en contra de sus ideales se convierten en objetivos de ataques en redes sociales, las cuales controlan muy bien apoyados por " los mayores  expertos en medio ambiente" que un buen día decidieron ser actores, cantantes, reguetoneros,  modelos, chefs y presentadoras de televisión, pero no lo duden, son en sí mismos la representación más exacta del conocimiento científico, ya que  de la noche a la mañana se han convertido en expertos en Hidrología, Geología, Sísmica, Ingeniería, Geotecnia y Sociología,  estos señores aprovechan la enorme cantidad de seguidores para vender un discurso anti empresarial, disfrazado de una defensa del medio  ambiente, porque seamos sinceros,  la realidad es que estos "defensores" que pasan por victimas ante el colectivo nacional,  no se han visto  jamás protestando ante los derrames petroleros que indiscriminadamente la guerrilla hace cuando vuela los oleoductos, causando impactos irreversibles en las corrientes de aguas superficiales que surten de agua potable a algunas poblaciones,  tampoco los hemos visto protestando ante el mega desastre ambiental producido por  el enorme avance de la deforestación  de la selva amazónica,  depredada por intereses de narcotraficantes y  grupos ilegales, para la siembra de cultivos de coca y ganadería.
 
Nunca se han pronunciado en contra de la extracción ilícita de minerales que se realiza en las selvas del Choco y en el bajo cauca antioqueño, no van a esas poblaciones a oponerse al robo continuo  de nuestros recursos naturales, esos temas no son de su interés, porque ellos solo “defienden” el medio ambiente que les interesa,  ellos por el contrario montan sus caballos de batalla, cuando una empresa organizada , vigilada por las autoridades, que genera empleo y sigue estándares internacionales, quiere realizar algún proyecto, llámese minero, de hidrocarburos o energético, ahí aparecen  con su discurso " ambientalista " se rasgan vestiduras, lloran en Cámara y mueven las masas de seguidores incautos que están dispuestos  a comprar todo los que estos " influenciadores" les quieran vender, no importa la calidad del producto, mucho menos la calidad del contenido, saben que la nuevas generaciones se alimentan diariamente con sus contenidos insulsos y carentes de calidad, las redes sociales son su nueva religión, y sus profetas van desde la niña que utiliza su cuerpo como elemento de venta, la presentadora que deja correr sus lágrimas porque “ van a acabar con el agua del planeta” hasta el personaje que toma el nombre de los huevos del piojo (La Liendra) para evangelizar a sus seguidores , y como sucede con las drogas de las cuales conocemos su nefastas consecuencias, siempre encuentran compradores. En esta nueva religión los grupos de “ambientalistas” se mueven como peces en el agua, utilizan la ignorancia  y la desinformación  para sembrar sus ideas anti-desarrollo,  porque no nos equivoquemos, al final el resultado de sus campañas  se verá traducido en regiones más empobrecidas y con mayor ilegalidad.
 
¡Cuando se le cierran las puertas a las empresas formales,
se le abre la ventana a los grupos ilegales!
Pero en esta tragicomedia no puede faltar el cobarde del condado, y ahí entra nuestro mediocre estado en cabeza de sus autoridades, tanto mineras como ambientales, ellos que son los llamados a poner el orden, se ocultan y amedrantan ante el temor de perder votos o ser objetivo de los ataques  de los ambientalistas, la verdad,  poco les importa, tampoco les importa que las empresas pierdan  montones de dinero, que las regiones pierdan oportunidades de empleo y que el mismo estado cobarde pierda ingresos, con los que pueda apalancar los planes de desarrollo que en épocas electoreras promete y han prometido por años, actúan en forma mezquina, corrupta y mentirosa, realizan rondas internacionales para atraer inversionistas extranjeros (o mejor incautos extranjeros), van a cuanta feria y congresos  internacionales vendiendo una imagen falsa del país, prometen el Paraíso terrenal para los nuevos incautos que quieren poner sus dineros en  Colombia, les prometen  una nueva paz en el territorio nacional, inmensos recursos naturales, estabilidad jurídica y autoridades fuertes, que protegerán su inversión, pero tan pronto el incauto aterriza en el país, el cobarde se oculta, y como el estafador,  abandona a su suerte a sus nuevos socios, los deja  en manos de los matones del pueblo,  amparados por su hordas de seguidores y con la complicidad manifiesta de los "honorables" magistrados de la altas cortes, abogados que muy seguramente nunca han ido a conocer los proyectos en los que la inversión  puso su dinero, estos Sheriffs actúan desde sus  enormes bunkers en la calle 72 de Bogotá o desde el mal llamado palacio de justicia, (porque si de algo adolece este país es de justicia) desde ahí intervienen en todo, desde lo humano hasta lo divino, y de un plumazo acaban con un proyecto minero,  energético o petrolero, son capaces de tumbar el presupuesto, darle derechos a un rio, pasar por encima de los derechos de alguien, declarar la impunidad nacional, o condenar al que quieran, son  el verdadero poder en este país mediocre en el que nací.  Estos “honorables magistrados” promulgan sentencias que  causan multimillonarias perdidas a la nación, sin importar que más adelante el estado sea obligado mediante demandas a resarcir al inversionista que a mala hora confió en él, a ellos esto no les importa, porque son inmunes a sanciones, no responden con su patrimonio, ni son objeto de  contra demandas, redactaron en complicidad con el legislativo las leyes a su acomodo, para su sabio entender ellos son omnipresentes y omnipotentes, mientras tanto miles de Colombianos, estos si preparados en universidades durante muchos años en carreras como la Geología,  Ingeniería de minas, Hidrología, Sísmica, etc., ven como sus empleos se van por la borda, y su futuro es cada vez más incierto, ven como sus conocimientos son ignorados  reiterativamente, sus conceptos son archivados por funcionarios mediocres que han hecho carrera, generalmente nombrados por algún político, en la ANLA y las CORPORACIONES con el único objetivo de autorizar lo que a ellos les convenga, no lo que sea de interés para las comunidades,  de tal forma que en este país llamado Colombia, los nuevos matones amparados por los Sheriffs y con la complicidad del cobarde del pueblo, hacen lo que quieren y seguirán haciendo mientras lo permitamos, es hora de despertar, esta película tiene que llegar a su fin.
 
Carlos Mojica M
Director
 

Additional Info

  • MSRP: price
  • Genre: Action
back to top