Logo

La doble crisis del carbón en Polonia

0
0
0
s2sdefault

Polonia es el país con el mayor número de viviendas calentadas con carbón de todo el continente europeo.**Sin embargo, el aumento de los precios, la guerra de Ucrania y la disminución de las reservas de carbón han alimentado el temor a una inminente crisis energética.

Bartlomiej Derski, es experto en energías: "Nos encontramos en una situación en la que probablemente tengamos las menores reservas de carbón disponibles desde la Segunda Guerra Mundial. El problema básico que tenemos con este tipo de carbón para los hogares es que, sencillamente, no hay lugar para extraerlo.

Polonia utiliza unos 10 millones de toneladas al año para calentar sus hogares, y sólo la mitad se extrae en el país. La otra mitad nos llega de Rusia y en parte de Kazajstán. Sin embargo, Rusia ha interrumpido los trenes de carga desde Kazajistán, por lo que esta ruta ya no está disponible".

Krystyna Lisicka, que calienta su casa con una estufa de carbón, no está preocupada por la disponibilidad de la materia prima, por ahora, pero sí por el precio: "[Hace un año], el precio era de unos 146 euros, también compré carbón por 210 euros, pero ahora son 420 euros nunca he pagado tanto. Nunca. Si sólo tuviera mi pensión para vivir, tendría que gastar mi pensión mensual en una tonelada de carbón, ¿y entonces? ¿Cómo viviría? ¿Y los gastos?

Una tonelada de carbón no es suficiente para mí. Necesito tener dos toneladas y media para la temporada de invierno, lo que supone más de 837 euros. Esto es mucho dinero, mucho".

"No quiero pagar por un material más barato que cuesta 210 euros [prometido por el Gobierno]. Preferiría pagar más y tener un buen carbón, porque ya me he visto en la situación de ponerlo en la estufa y la mitad se quemó y la otra mitad hubo que tirarla. Haré algunas reservas para el invierno, de carbón y leña, y de alguna manera, me las arreglaré", asegura Lisicka.

En un intento de apoyar a la población local, el gobierno ha decidido rebajar las normas sobre la venta de carbón. Eso ha despertado la preocupación de los ecologistas.

"Hoy en día, el Gobierno suspende estas normas ya bastante permisivas, diciendo a las minas y a los minoristas que vendan todo, no hay normas desde hace 60 días. Estos combustibles recientemente prohibidos están a la venta y probablemente se abaratarán, porque están compuestos por floto-concentrados de mala calidad o limo, que contienen grandes cantidades de humedad, azufre y metales.

Nos preocupa que estos combustibles se mezclen con otros carbones y se vendan. Esto generará beneficios adicionales tanto para las minas como para el sector minero, pero también creará niembla tóxica y más contaminación este invierno", advierte Piotr Siergiej, la la ONG Smog Alert.

El problema del carbón se ha convertido en un tema muy sensible en Polonia. El Gobierno está intentando crear programas de ayuda para evitar una crisis antes de que comience la temporada de invierno, pero a día de hoy no se ha encontrado ninguna solución clara.

Fuente: es.euronews.com

Template Design © Joomla Templates GavickPro. All rights reserved.